Solicita tu DEMO GRATIS

Desmotivación laboral: Todo lo que debes saber para evitarla en tu empresa

desmotivación laboral

Tabla de contenidos

¿Has escuchado hablar de burnout o síndrome de quemarse en el trabajo? Bueno, se trata de uno de los aspectos más negativos que se originan en un empleado y es una consecuencia directa de la desmotivación laboral. ¿Quieres saber qué causa esta problemática y cómo resolverla? En las siguientes líneas, te lo contamos todo…

En ChVmpionMind, hemos preparado un post con las principales causas de la desmotivación laboral y algunas recomendaciones para acabar con ella. Así que, ¡Presta mucha atención!

La desmotivación laboral es un problema muy común…

La sensación de malestar producida por el estrés puede desembocar en el burnout, siendo la desmotivación laboral uno de los signos visibles más frecuentes. Cuando no sabemos hacia dónde nos dirigimos, es muy difícil decidir qué camino tomar. La desmotivación afecta, sobre todo, a los trabajadores más jóvenes. Los cuales, cambian de empleo con la intención de buscar mejores condiciones laborales, como un salario más alto o las posibilidades de crecer, según explica el diario el El País.

Entonces… ¿Qué es la desmotivación laboral?

Antes que nada, debemos entender bien de que se trata este término. Por ello, entendemos la desmotivación laboral como la insatisfacción o el desinterés progresivo de un empleado en su puesto de trabajo. Lo que, puede generar graves consecuencias, entre ellas: frustración, falta de productividad, absentismo o alta rotación del personal. 

La desmotivación genera trabajadores que no quieren esforzarse por la empresa, por sus compañeros o por sus propios objetivos. No están comprometidos, sus palabras hablan más alto que sus hechos, no están ilusionados y no tienen ganas de seguir desempeñando sus tareas. Por eso mismo, harán el mínimo esfuerzo a la hora de cumplir con sus obligaciones.

En estos casos, las principales emociones en el trabajo están protagonizadas por la apatía y la frialdad. La desmotivación laboral, por tal, es un problema muy grave para las empresas y que afecta directamente a la productividad. Pero, ¿Cómo detectarla? ¿Cuáles son las principales causas que la originan?

¿Cómo detectar la desmotivación laboral en una empresa?

La desmotivación laboral ocurre cuando los empleados han perdido su inspiración o voluntad de tomar medidas y acciones. Esta falta de interés y entusiasmo por el trabajo puede tener consecuencias desastrosas para una organización. Los empleados desmotivados o el equipo desmotivado, experimenta falta de interés temporal o, en los peores casos, permanentemente. Resulta, entonces, muy importante abordar el problema antes de que se vuelva demasiado profundo y tenga tiempo para impactar negativamente a otros miembros del equipo.

Para ello, ofrecemos una lista con los principales rastros a seguir para detectar la desmotivación laboral:

Incumplimiento de horarios

La desmotivación laboral puede hacer que los empleados entreguen proyectos tarde o incumplan sus horarios de asistencia al trabajo con frecuencia (algo bastante común en aquel personal que no está entusiasmado con ir a trabajar). Un empleado desmotivado puede sentir que no está progresando en su carrera o simplemente no se ve prosperando en la empresa donde se encuentra. La disminución en la productividad de un empleado puede significar una pista más que segura que la desmotivación ha alcanzado y está causando mella en el desarrollo de las actividades. Puede haber casos donde los miembros del equipo se sientan despreciados en el lugar de trabajo. Esto, puede hacerles pensar que su trabajo no es importante o valorado y, finalmente, se sienten impedidos para lograr rendir al máximo.

Falta de participación

Lamentablemente un 85% de los profesionales no están satisfechos con su trabajo. Las prácticas de gestión y el entorno laboral son dos razones por las que muchos empleados no se sienten apasionados por el rol que desempeñan en sus empleos. Esto, sin duda, puede provocar una disminución de la participación y la presencia durante las actividades grupales. Los trabajadores que se aburren en el trabajo parecen retraídos y se mostrarán desinteresado durante la ejecución de actividades en equipo. Es por ello que, si uno de tus empleados comienza a mostrar falta de participación puede ser una evidencia clara de desmotivación laboral. Otra característica es que, también, pueden abstenerse de asistir a eventos sociales que realiza la empresa para evitar mezclarse con sus compañeros.

Negativas constantes

Los profesionales que prefieren no involucrarse en el lugar de trabajo a menudo darán negativas como respuesta a los nuevos desafíos o proyectos. Además, se abstendrán de esforzarse al máximo o intentarán no aprender nuevas habilidades que les ayudarán a crecer. Tienes que tener presente que una negación esporádica no es un sinónimo de desmotivación, pero una vez que esas negativas se vuelven parte del día a día de un trabajador pudieras estar frente a un caso de desmotivación laboral.

Conflictos con compañeros

La desmotivación laboral puede ser contagiosa y esto desencadena una serie de conflictos entre los compañeros. Un empleado distante puede afectar el desempeño de sus compañeros y causar una disminución en la productividad. Los profesionales que no se sienten satisfechos con su puesto actual pueden mostrar una actitud o un estado de ánimo negativo. Esta falta de motivación se mostrará en la forma en que se comunican con sus compañeros y en cómo actúan en el trabajo. Si detectas constantes desacuerdos y conflictos en el trabajo, es hora de tomar cartas en el asunto.

4 causas de la desmotivación laboral ¡Conócelas!

“Este sueldo no me alcanza para nada”, “tanto tiempo en el mismo puesto me agobia”, “como siga así de estancado, voy a acabar buscando otro empleo”.

¿Te resultan familiares estas declaraciones? ¿Qué pensarías si vinieran de tus empleados?

Son muchas las situaciones que pueden llegar a afectar a la motivación laboral en los trabajadores de una empresa. Por ello, nosotros las hemos recopilado para que las tengas presentes y puedas combatirlas. Te contamos cuáles son, así que toma nota:

Falta de comunicación 

Existen muchos empleados que no se sienten cómodos aportando su opinión con respecto a algún tema. Ya sea por inseguridad, por miedo o bien por cualquier otra razón. El resultado es una comunicación cada vez más reducida al silencio. Tanto la comunicación vertical como la horizontal, son vitales para la buena marcha de la compañía. Ya que, no sólo mejora el ambiente laboral, también las relaciones con los trabajadores, independientemente de cuál sea su rol o función.

¡La comunicación es un pilar fundamental que puede contribuir tanto al éxito como al fracaso de una empresa!

Pocas posibilidades de escalar o crecer dentro de la empresa…

Seguro conoces a empleados que llevan años realizando las mismas tareas, en el mismo puesto de trabajo, en la misma empresa y con los mismos compañeros. Desde luego, sus expectativas de progreso brillan por su ausencia. Y a esta situación, hay que sumarle la monotonía que el empleado siente, limitando su creatividad, sus expectativas y su crecimiento profesional

¡No hay nada como los retos para sacar lo mejor de nosotros mismos!

Salario bajo

Sabemos que hay vida más allá de un salario y que, cada vez, son más los factores que influyen en la desmotivación laboral y que nada tiene que ver con el tema económico. Sin embargo,  el salario sí importa y mucho. De hecho, es una de las causas que más afecta a la desmotivación. Cuando se es nuevo en una empresa, puede que aceptes más trabajo por menos dinero, pero a medida que pasa el tiempo,  sientes la injusticia y vas perdiendo el interés por el trabajo.

¡El salario y el factor económico atrae talento, pero es el salario emocional es quien convierte el trabajo en éxito!

Clima laboral desfavorable

Sobrevivir en un ambiente laboral tóxico donde priman las habladurías, el drama y los enfrentamientos entre compañeros es muy complicado. Las emociones se contagian. Por lo que, es fundamental crear espacios positivos donde destaquen el desarrollo, la empatía y la comunicación, entre otras competencias emocionales. Independientemente de cuál sea tu puesto de trabajo, el ambiente laboral influye sobre los resultados. Así como, en la calidad de vida y en la motivación. En el peor de los casos, muchos empleados aprenden a hacer del clima laboral tóxico una rutina, perdiendo de vista sus metas. 

Entonces… ¿Cuáles son las principales consecuencias de la desmotivación laboral?

Sin empleados motivados y felices, tu negocio podría enfrentar graves problemas. Tus empleados son los que hacen todo y, aunque la gerencia puede tomar las decisiones, las acciones resultantes de estas decisiones son llevadas a cabo por aquellos que trabajan duro. La motivación no siempre se reduce al dinero o al éxito, a menudo se relaciona a algo que es agradable o que valga la pena para un individuo. Y es por ello que, si estos factores no están equilibrados, la desmotivación laboral puede aparecer y derivar en algunas de las siguientes consecuencias:

Productividad reducida

La producción se verá reducida como consecuencia de la desmotivación laboral. Sin impulso para completar las tareas el negocio enfrenta riesgos, incluido el retraso de las actividades. Una reducción cualitativa en la productividad a menudo se manifiesta como quejas de clientes basadas en un servicio o producto insatisfactorio.

Rotación de empleados

Cuando los trabajadores no se sienten a gusto, valorados y, por ende, comprometidos la rotación del personal tiende a ser muy alta. Es decir, el personal estará renunciando y buscando empleo en otro lugar. La capacitación y la obtención de nuevos trabajadores son recursos adicionales gastados como resultado de la desmotivación laboral.

Cultura corporativa negativa

Los empleados desmotivados afectan negativamente a la cultura corporativa de toda la empresa. Cuando los nuevos empleados ingresan a la organización, a menudo reflejan las actitudes y el comportamiento de los trabajadores superiores. Si el comportamiento es de apatía y falta de interés, los nuevos empleados pueden adoptar la misma actitud. Por lo tanto, la desmotivación laboral puede ser un daño corporativo que se herede de un trabajador a otro si no se corrige certeramente.

Un aumento en los errores

Cuando aparece la desmotivación laboral, más errores se cometen y esto significa que se otorga menos cuidado y atención a las tareas en cuestión. Nuevamente, esto puede deberse a muchas razones, pero la falta de motivación es una de las más comunes. Cuando los empleados se sienten motivados para hacerlo bien, están más atentos y se centran en sus labores con mucho más cuidado.

¡Hay actitudes que jamás deberían ir de la mano de un líder!

Otro fenómeno que está empezando a preocupar es la llamada gran renuncia: trabajadores que dejan sus empleos sin aún tener otra alternativa laboral. Al parecer, las empresas en las que se encuentran no les cuidan lo suficiente, lo que implica que se marchen totalmente desmotivados. 

Recordemos que, “Mucha más gente alcanza grandes logros por su trabajo dentro de estructuras que le dan valor, mientras que gente talentosa que no tiene apoyos para desarrollar sus fortalezas no lo logra”

José. L. Meléndez CEO de ChVmpion Mind

En respuesta a este fenómeno, un buen líder aplica distintas estrategias para superar la desmotivación laboral ¡Presta mucha atención!

Conoce a cada miembro del equipo

Para combatir la desmotivación laboral es recomendable trabajar en las relaciones con cada uno de los empleados y con el equipo de trabajo en general. Esto, no sólo te ayudará a detectar con tiempo la desmotivación, sino que tendrás una relación estrecha y de apoyo con tu equipo; para, así, ayudarlos a mantenerse motivados de manera efectiva y a sentirse valorados, respetados y escuchados.

Sé transparente, respetuoso y solidario

Los jefes influyen en gran medida en la experiencia laboral general de un empleado. Puesto que, ayudan a determinar con quién se trabaja, en qué proyectos se trabaja, si se asciende y cuándo se hace. Para combatir la desmotivación laboral los directivos tienen el poder de reconstruir la moral, la motivación y la productividad de un equipo. Pero, para ello es importante desarrollar tus habilidades de liderazgo.

Comunica los objetivos y ofrece información constante

Para combatir la desmotivación laboral, los objetivos deben ser limitados en el tiempo, medibles y realistas. Asegúrate de que tu equipo sabe cómo contribuyen sus funciones individuales al panorama general y cómo esto puede ayudar a incrementar la motivación. Ya que, esto les permitirá ver lo valorados e importantes que son sus esfuerzos para alcanzar los objetivos de la organización.

Sé accesible y ofrece retroalimentación constructiva

Para combatir la desmotivación laboral debes construir y permitir una retroalimentación bidireccional que sea frecuente, informal y honesta. Disponer de una serie de oportunidades para recibir comentarios y establecer objetivos comunes ayudará a mantener a tu equipo en el buen camino y a tener claro su progreso. También, garantiza que los empleados tengan la oportunidad de hablar de cualquier problema o preocupación antes de que se convierta en algo abrumador que afecte  su felicidad y motivación en su puesto.

Reconoce el buen trabajo

Intenta reconocer tanto la actitud como el rendimiento; un empleado con una fantástica ética de trabajo y una perspectiva positiva puede hacer tanto por la moral y la motivación laboral del equipo como alguien que cumpla constantemente sus objetivos. Así que, en cualquier caso, es importante demostrar lo mucho que se les valora.

Mejora el espacio de trabajo

No hay que pasar por alto el impacto de mejorar el espacio de trabajo. Simples cambios como la adición de muebles, plantas u obras de arte que alegren las zonas de trabajo pueden ayudar a crear un lugar de trabajo ameno y con la energía necesaria para que los empleados se quieran quedar allí. Es decir, un lugar al que tus empleados querrán acudir cada día y en el que sientan que pueden hacer su mejor trabajo. La motivación laboral puede incrementarse partiendo desde una amena decoración.

Coaching: una herramienta para acabar con la desmotivación laboral

¿Has detectado algún signo de desmotivación laboral presente en el personal de tu empresa? ¿Tus empleados no se sienten motivados para levantarse de la cama e ir a trabajar? ¿Qué les está pasando para presentar esta limitación? ¿Eres tú el que se siente identificado con estas causas?

Cualquiera que sea el caso, la baja motivación laboral puede presentarse en cualquier momento. Por eso, es clave contar con los recursos necesarios para prevenirla o combatirla. Es por ello que, la formación en coaching, a través de métodos diferentes que crean disciplina, cambian hábitos, adquieren competencias y desarrollan habilidades; cada día más son usados y con mayor frecuencia.

Son muchas las empresas que toman conciencia de la importancia de mantener a los trabajadores motivados, pero no siempre se comprometen con la inversión que significa hacer un programa de coaching. El apoyo y el deseo de mejorar deben ser reales y continuos para que los participantes logren sus objetivos, así como los de la empresa.

Estas son algunas de las ventajas que ofrece ChVmpion Mind para reducir la desmotivación laboral:

  • Disponibilidad de un entorno adecuado para cambiar la actitud y el comportamiento.
  • Adquisición de nuevos hábitos, dejando atrás conductas obsoletas o poco útiles.
  • Diseño de objetivos claros y alcanzables, tanto para la empresa como para el crecimiento personal.

Bien, hasta aquí nuestro repaso por el tema de la desmotivación laboral de los trabajadores. Si estás pensando cómo detectarlas, combatirlas y mejorar el clima, esperamos que este post te haya servido de ayuda. Ya sabes que, en ChVmpionMind podemos apoyarte. Por lo tanto, no dudes en echarle un vistazo a nuestra propuesta.

¡Presta atención al bienestar de tus empleados y encuentra la forma de motivarlos para que puedan crecer junto a tu empresa!

Posts Relacionados
Comparte este post:
Solicita tu DEMO GRATIS

Recibe un tour guiado por nuestra plataforma y conoce como puede generar el bienestar personal en tus empleados y ayudarles a alcanzar grandes resultados dentro de la organización

Descarga nuestro ebook gratuito:

Evaluación del Desempeño - Guía completa para recursos humanos